lunes, 7 de agosto de 2017

JOAQUÍN JOVELLAR SOLER

Nacido en Palma de Mallorca el 28 de diciembre de 1819 y fallecido en Madrid el 16 de abril de 1892. Con tan solo 23 años fue destinado a Cuba con el grado de capitán. Tras seis años de servicio en la isla regresó a España. Fue secretario de campaña con O'Donnell en la guerra de África de 1859, donde fue herido en la batalla de Wad-Ras. Fue ascendiendo a coronel por sus acciones en África y posteriormente en 1863 a general. Un año después fue nombrado subsecretario de guerra. Fue el encargado de dirigir las tropas que en junio de 1866 combatieron a los revolucionarios en la sublevación de los Sargentos de San Gil. Resultó gravemente herido durante los combates contra los insurgentes. Tras recuperase pasó a la situación de cuartel.

Jovellar se sintió traicionado por el gobierno, por lo que se unió a la Revolución de 1868, la Gloriosa. Formó parte de la Junta que provisionalmente ocupó el poder en Madrid. Esta Revolución supuso el destronamiento de Isabel II y el comienzo del Sexenio Revolucionario. En 1869 fue nombrado director general de Administración Militar. Ascendió en 1872 al grado de teniente general, y un año después fue nombrado capitán general de Cuba. Regresó a España justo a tiempo para participar en los preparativos previos a la Restauración. Se sumó al grito de Sagunto realizado por Martínez Campos como jefe del ejército del Centro, acción que supuso el inicio del movimiento que llevó al ascenso de Alfonso XII al trono.

En el primer gobierno del reinado de Alfonso XII, presidido por Cánovas del Castillo, ocupó desde el 31 de septiembre de 1874 la cartera de Guerra. El monarca premió su labor y su apoyo con el ascenso al grado de capitán general. Cuando en 1875 Cánovas abandonó la presidencia con el fin de no intervenir directamente en las elecciones que, por sufragio universal, iban a tener lugar ese mismo año, Jovellar pasó a presidir el Consejo, aunque mantuvo en su poder la cartera de Guerra. Estuvo al frente del gabinete del 12 de septiembre al 2 de diciembre. Tras las elecciones dejó nuevamente la Jefatura del Gobierno a Cánovas.


Se mantuvo al frente del ministerio de Guerra hasta el 7 de marzo de 1879, cuando fue sustituido por el general Arsenio Martínez Campos. Pasó a desempeñar el cargo de inspector general de carabineros y presidente de la Junta Superior Consultiva de Guerra. Tras dejar el gobierno fue elegido senador y diputado. Entre 1883 y 1885 estuvo al frente de la capitanía general de las Islas Filipinas. Volvió al gobierno en 1885 con Sagasta, quien le nombró ministro de Guerra en el primer gobierno de la Regencia. Encabezó el ministerio del 27 de noviembre de 1885 hasta el 10 de noviembre de 1886, momento en el que fue sustituido por Ignacio María del Castillo. Durante su ministerio fue el encargado de reprimir la insurrección de Villacampa y fue uno de los ministros que desde dentro del gabinete se oponían al indulto del revolucionario. Finalmente se impuso el criterio de Sagasta y Villacampa fue indultado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

RETRATO DE JOAQUIN SOROLLA de Manuel Benedito Vives

Óleo sobre lienzo, de 100 x 76 cm. Museo de la Ciudad. Valencia.