jueves, 10 de agosto de 2017

GALEÓN DE ZEVEN PROVINCIËN de Holanda

Las Provincias Unidas de Holanda que se habían rebelado contra el yugo español, consiguieron en 1648 ser reconocidas como estado independiente en la paz de Westfalia. De los dos millones y medio de habitantes de esta nueva nación, quinientas mil personas vivían exclusivamente de las actividades marineras, y la bandera holandesa que ondeaba en una flota de mas de 1.700 barcos, absorbía las nueve décimas partes del tráfico de los puertos ingleses. El enfrentamiento con Gran Bretaña era, por lo tanto, inevitable. Tan sólo cuatro años después de la paz de Westfalia, las Provincias Unidas se hallaban en guerra.

En 1672 estaba al mando de la flota holandesa De Ruyter, uno de los más grandes marineros que la historia naval de todos los tiempos pueda recordar. La flota holandesa contaba con 78 unidades armadas, con un total de 4.188 cañones, 24 buques medios para explorar, 36 brulotes y 19.930 hombres. Los ingleses, que se habían aliado a los franceses, contaban con 84 bajeles, 17 fragatas y 23 brulotes, con un total de 4,954 cañones y 30.500 hombres.

La batalla de Solebay entre ambas flotas se libró entre el 29 de mayo y el 9 de junio de 1672. El Zeven Provinciën atacó al británico Royal Prince y lo desarboló. Al final del enfrentamiento,, los ingleses habían perdido el Royal James y otros ocho bajeles, mientras el Superbe francés quedaba en muy mal estado. Por su parte los holandeses contaban con un barco hundido y otro, el Stavoren capturado por el enemigo. La nave capitana de De Ruyter, a pesar de los múltiples desperfectos con los que contaba, consiguió atracar en el puerto de Walcheren. Su comandante Michiel Adriaanszoon De Ruyter, “el hombre que valía lo que un ejército”, murió el 22 de abril de 1676 durante la batalla de Augusta, entre el cabo de Santa Cruz y Siracusa, cuando se dirigía a enfrentarse a los franceses el almirante Duquesne.

“Se encontraba en el alcázar, desde el que impartía las órdenes y arengaba a sus soldados, cuando una bala de cañón se llevó casi toda la pierna derecha… Cayó en la cubierta desde una altura de siete pies.

Tipo: Bajel de tres puentes de Primera Clase
Botadura: 1665
Eslora: 62 metros
Manga: 13 metros
Calado: 6 metros
Desplazamiento: 1.427 toneladas
Armamento: Primera Batería, 30 cañones de 42 libras; segunda batería, 30 cañones de 24 libras; tercera batería 20 cañones de 12 libras; 20 piezas menores de 3-6-9 libras

Tripulación: 743 hombres

No hay comentarios:

Publicar un comentario

RETRATO DE JOAQUIN SOROLLA de Manuel Benedito Vives

Óleo sobre lienzo, de 100 x 76 cm. Museo de la Ciudad. Valencia.